Light Control for Architecture and Nature - Taipei Financial Center
Aplicaciones comerciales

Caso práctico: Taipei Financial Center

El desafío fue diseñar un sistema de control de iluminación que estuviera a la altura de las exigencias estructurales de uno de los edificios más alto del mundo y, a la vez, que pudiera soportar las impredecibles fuerzas de la naturaleza.

Con una altura de 508 metros, 101 pisos y una superficie de más de 2800 metros cuadrados (30,000 pies cuadrados), el Taipei Financial Center incluso supera a las afamadas Torres Gemelas de Petronas en Kuala Lumpur. Ubicado en Shi Fu Road, el centro del área de reciente desarrollo de Hsin Yi, el Taipei Financial Center es un hito de la transformación en curso del área donde antes estaba la estación de trenes de Taipéi y ahora hay un nuevo distrito comercial. Denominada oficialmente como ‘Torre Taipei 101’, el edificio tiene un podio de 7 pisos con un importante complejo comercial y de restaurantes, 5 subsuelos de estacionamiento, pisos de oficinas y un mirador. La Torre Taipei 101 ha llegado a ostentar 3 títulos cuando llegó a ser el edificio más alto del mundo : edificio más alto hasta la cúspide estructural, edificio más alto hasta el techo y piso ocupado más alto.

Taipei Financial Center Concourse

La Torre Taipei 101 es uno de los pocos rascacielos del mundo en el que el diseño se inspiró en edificios chinos tradicionales. Divididas en ocho secciones inclinadas como una pieza de bambú, sus paredes externas están adornadas con un ‘ruyi’, un símbolo chino tradicional de realización y conformidad. Los ciento un pisos son un símbolo auspicioso de que el edificio supera la excelencia.

Debido a la imponente altura del edificio, su estructura tiene cimientos de acero y solo los cinco niveles inferiores de la torre se construyeron con hormigón armado. Las paredes exteriores del edificio están vidriadas con cristal transparente de dos capas, que disminuye la acumulación de calor, y la base es de granito. En términos del sistema estructural, se adoptó el enfoque de “megacolumna”, que garantiza la integridad de la torre en caso de terremotos y tifones. Es uno de los pocos edificios del mundo equipados con elevadores de doble cabina (los más rápidos del mundo), con una velocidad en ascenso de 1008 metros/minuto y de 610 metros/minuto en descenso.

Litenet Corporation, el contratista y proveedor de controles de iluminación elegido para este proyecto, optó por el procesador Lutron GRAFIK 6000 para el sistema de iluminación centralizado del edificio. El sistema Lutron GRAFIK 6000 es un sistema de control centralizado pionero en su clase, que permite personalizar fácilmente las mejores tecnologías de automatización de iluminación disponibles en el mercado actual.

Taipei Financial Center Exterior Lighting

Los sistemas de control de iluminación de Lutron se implementaron en el podio público, en el lobby principal de la torre y en el exterior de la torre, desde el piso 25 hasta el último piso. El podio tiene siete pisos y abarca una superficie de 14,480 metros cuadrados que rodea el centro comercial Tapei 101. El podio está cerrado por una cúpula de vidrio de 42 metros de alto que cubre un espacio interior de 2865 metros cuadrados. Se trata de uno de los más grandes del mundo y, definitivamente, es el espacio público bajo techo más grande de Taipéi. Se usa para presentaciones, exposiciones y toda clase de actividades y eventos sociales.

La iluminación del edificio fue diseñada de modo que se crearan diferentes efectos de iluminación, ya sea que se mire de lejos o de cerca. Además, debía ofrecer uan impresión de tecnológía de punta. El efecto de iluminación se estableció de tal modo que, a una distancia de 2 metros de la torre, las luces fluorescentes logran iluminar el lugar, a 10 metros, el edificio parece una hermosa torre de luz y, a 200 metros, da la impresión de tocar el horizonte.

Taipei Financial Center Entrance
La complejidad de este proyecto resalta la belleza del sistema GRAFIK 6000. Diseñado para optimizar la expansión progresiva, el control computarizado GRAFIK 6000 posibilita una automatización completa. Todos y cada uno de los aspectos de la iluminación se pueden controlar por medio del centro de control principal ubicado en el subsuelo del edificio, o a través de estaciones de control remoto con entradas para PC, lo que permite que el usuario simule el ambiente real del lugar y reciba datos de respuesta cuando configura una escena. El sistema tiene dispositivos

integrados de protección contra relámpagos para evitar problemas relacionados con cortocircuitos a gran altura y funciones de marcador de tiempo previamente programadas. Estos permiten restablecer automáticamente la iluminación en caso de interrupciones en el suministro de energía eléctrica.

Puesto que en su momento fue el edificio más alto del mundo, la administración de la Torre Taipei 101 prioriza la conservación de la energía. Los sistemas Lutron pueden medir y supervisar el consumo de energía y la demanda pico de los sistemas de iluminación, lo que permite que el equipo de las instalaciones minimice los costos del consumo de energía.

El mayor desafío del proyecto está asociado con la Madre Naturaleza, ya que Taiwán se encuentra en una zona sísmica activa y sufre frecuentes tifones durante el verano. Para mitigar la presión del viento, garantizar la seguridad y brindar servicios eficientes, se reservó un piso para equipos mecánicos y electrónicos cada 8 pisos de oficinas, lo cual totaliza 11 pisos para equipos mecánicos y electrónicos en el edificio. Como la velocidad del viento máxima pronosticada supera los 250 km/h, el arquitecto instaló dos amortiguadores eólicos: un péndulo oscilante de 680 toneladas suspendido del piso 89 y otro diseñado como una torre de 15 metros de altura asentada sobre la cúspide del edificio. Estos amortiguadores reducen el movimiento que origina el viento durante un tifón y se bloquean automáticamente en caso de terremoto.

Para Chris Liu, de Litenet Corporation, Lutron fue de extrema utilidad a la hora de hacer frente al desafío. Todos los productos Lutron tienen protección contra relámpagos, lo cual elimina las probabilidades de cortocircuitos; además, gracias a la gran durabilidad de sus materiales, pueden soportar la exposición al viento en el exterior del edificio con una velocidad estimada en más de 250 km/h.

Liu se siente cómodo con los sistemas Lutron y los recomienda como los mejores del mercado; en realidad, había comenzado a utilizar productos Lutron desde 18 años antes y los ha adoptado en muchos de sus proyectos más importantes en Taiwán.

“La calidad, la innovación y la facilidad de uso son los tres motivos por los que elegí a Lutron”, dijo Liu. “Los productos Lutron no tienen defectos y su tecnología desafía constantemente los límites del mercado de la iluminación; por otra parte, su facilidad de uso permite que cualquier persona pueda aprender a utilizarlos en muy poco tiempo. Para un proyecto tan importante como Taipei Financial Center, solo confiaría en Lutron como especialista en control de iluminación”.